miércoles, 4 de abril de 2018

CATULO VIII








CATULO VIII
LOUIS ZUKOFSKY (1904 – 1978)


Miserable Catulo, deja de hacer el tonto
y admite que todo se ha acabado,
el sol brillaba para ti en aquellos días
cuando tu chica te tenía,
cuando se lo dabas a ella
              como nadie nunca se lo dará.
Juntos siempre, siempre haciéndolo
y a ti te gustaba y ella no puede decir
                                       que a ella no.
Si, aquellos días fueron resplandecientes.
ahora ella no quiere hacerlo más; ¿por qué
tú, agotado, quieres hacerlo?
No la persigas, no te consumas,
muestra algún valor, levántate
                                           y acéptalo.
Adiós, muchacha. Catulo
                                           puede soportarlo.
No te molestará más y no será molestado,
pero tú sí, sobre todo por las noches.
¿Para qué quieres vivir?
¿Quién te verá?
¿Quién dirá que eres guapa?
¿Quién te lo dará ahora?
¿Qué nombre tendrás?
¿A quién besarás? ¿Qué labios morderás?
Venga, Catulo, tú puedes soportarlo.


   
CATULLUS VIII

Miserable Catullus, stop being foolish
And admit it's over,
The sun shone on you those days
When your girl had you
When you gave it to her
                    like nobody else ever will.
Everywhere together then, always at it
And you liked it and she can’t say
                                            she didn't
Yes, those days glowed.
Now she doesn't want it: why
                        should you, washed out
Want to. Don't trail her,
Don't eat yourself up alive,
Show some spunk, stand up
                                         and take it.
so long, girl. Catullus
                                        can take it.
He won't bother you, he won't
                                       be bothered:
But you'll be, nights.
What do you want to live for?
Whom will you see?
Who'll say you're pretty?
Who'll give it to you now?
Whose name will you have?
Kiss what guy? bite Whose
                                         lips?
Come on Catullus, you can
                                        take it.


  
Nota.- Es la primera vez que traduzco un poema traducido del latín al inglés y de este al español. Además lo hago de un poeta americano, Louis Zukofsky que no es precisamente uno de mis favoritos. Creo que esta versión responde a un periodo en la vida americana en donde no se podía decir todo lo que Catulo dijo. . Aunque uno estudió latín no se ha atrevido a traducirlo del original, aunque ha consultado el texto, y ha podido observar lo anticuada y ñoña que es la versión en inglés y lo fresca que lo es en latín. No en vano la poesía de Catulo, los 116 poemas que se conservan, han influido en poetas de todos los tiempos y es siempre un gozo volver a su obra. La traducción va dedicada a Sagrario Fernández-Prieto que ha escrito una reseña de una novela que escribió Charles Renikoff un poeta y novelista que vivió en Brooklyn, amigo de Zukofsky, que tampoco goza de mis simpatías. Finalmente, recordemos que “Catulo VIII” es uno de los 116 poemas de Catulo que ha sido traducido a varios idiomas y es uno de los más famosos.